Cheer Up Tueday!

a58c32b798451156517aa20d0a67f6f1

El miércoles pasado mi pololo, que trabaja en CHV, me invitó a ver las grabaciones de El Club de la Comedia. No soy una fanática asidua (es decir, no lo veo todas las semanas), pero sí disfruto mucho de los monólogos (y no tanto de los scketches). Y mi favorito indiscutible es Sergio Freire. En mi opinión, es el más talentoso. Es naturalmente cómico, siento que hasta camina chistoso, uno lo ve y no puede evitar reírse. En todos los otros monólogos siempre había alguna equivocación, señal de nerviosismo o de “quedarse pegado”, pero a Freire el diálogo y la interpretación le fluyen sin problemas. A veces casi siento que está inventando el monólogo ahí mismo.

Creo que tiene una capacidad de observación increíble. Se ríe de cosas con las que la mayoría se siente identificado. No es rebuscado ni muy raro, sino que agarra todas las aristas de la idiosincrasia chilena y se ríe de ellas.

También debo admitir que no sé por qué me da tanta risa la broma de #Ella.

Lo pasé realmente bien en la grabación. Me senté cómodamente, me dieron colación y más encima en la mitad del show una productora se me acercó a pedirme mis datos, porque me querían invitar como público de nuevo (estoy segura que fue por lo mucho que me reí). ¡Y pretendo volver!

Y hoy, el día en donde me veré en CHV riéndome a gritos y saltando en el escenario (no revelaré más detalles), quise compartir aquí no solo un poco de Sergio Freire, sino de la importancia que tiene reír. Definitivamente, no nos reímos lo suficiente. Cuando somos niños, nos reímos significativamente más, porque son muchas más las cosas que los sorprenden y parecen ridículas. Al crecer, menos circunstancias nos parecen absurdas, por lo que nuestro humor se vuelve más sutil. A la vez, al crecer, dejamos que cada cosa pase por un proceso consciente para decidir si es adecuado o no reírse. Los niños, en cambio, simplemente se ríen y disfrutan el momento.

Los beneficios de la risa son enormes: baja la presión arterial, aumenta la oxigenación de la sangre, reduce las hormonas del estrés, eleva la respuesta de células que combaten las enfermedades, aumenta la memoria, la creatividad y el sentido de alerta. En mi opinión, la risa es milagrosa.

Dejo aquí uno de sus monólogos favoritos. Te recomiendo parar lo que sea que estás haciendo y gozar de siete minutitos de ocio. Ya sabes lo bien que te harán 😉

Pictures: Twitter.com/sergiofraude; Info: care2.com.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s